Psicología a prueba #2: el muñeco Bobo de Bandura

Psicología a prueba #2: el muñeco Bobo de Bandura
Bandura recibiendo la Medalla Nacional de Ciencias (diciembre de 2015)
Bandura recibiendo la Medalla Nacional de Ciencias (diciembre de 2015).

¿Qué tengo que saber antes?

¿En qué consiste el Aprendizaje Social?

Este tipo de aprendizaje es también llamado modelado, aprendizaje por observación, aprendizaje vicario o aprendizaje por imitación. En él, Bandura integra los dos aprendizajes anteriores (el condicionamiento clásico y el instrumental), pero sumándoles los principios del aprendizaje social. De manera que formula que los factores cognitivos, conductuales y ambientales trabajan juntos para determinar la conducta humana, enfatizando la influencia entre las personas, lo social. Así que se trata de un aprendizaje que se produce por medio de la observación de los demás.

Es por ello que podemos decir que el aprendizaje social es un proceso en el que el individuo cambia con sólo observar la conducta de otro. De esta manera, se trata de un aprendizaje especialmente útil, ya que es rápido, se aprende sin realizar la conducta anteriormente (sin práctica) y sin moldear la conducta por ensayo y error.

Variables involucradas en la imitación

Para que se produzca el aprendizaje social es necesario que exista un modelo y un observador en una situación. Así que las variables que intervienen son las de cada uno de ellos.

  • Variables relativas al modelo. No todos los modelos a los que estamos expuestos desde pequeños (padres, maestros, amigos…) tienen la misma capacidad para influirnos. Esto se debe a variables como la semejanza que percibamos que tienen con nosotros o por la capacidad afectiva y reforzadora que tengan.
  • Variables relativas al observador. Se ha encontrado que la imitación del comportamiento agresivo es mayor en niños que en niñas y que las personas que tienden más a imitar son las de menor edad, las más inseguras, las que tienen menos confianza en sí mismas y las personas que tienen menos formación.
  • Variables relativas a la situación. En consonancia con lo anterior, se da más imitación cuanto más insegura sea la situación, cuanto menos familiar sea para nosotros, cuanto menos control percibamos sobre ella y cuanto más difícil nos resulte lo que vamos a hacer en dicha situación.

Diferencia entre el aprendizaje y la ejecución

La ejecución es el resultado del aprendizaje de manera visible, mientras que el aprendizaje en sí mismo es el proceso interno por el que se llega hasta él, es decir, la adquisición de una nueva conducta. Aún así también nos podemos encontrar con ejecución sin aprendizaje, cuando actuamos aleatoriamente; y aprendizaje sin ejecución, lo que se conoce como aprendizaje silencioso y lo que puede deberse a que esperamos consecuencias negativas, por ejemplo.

¿Qué se pretendía con este experimento?

Bandura con este experimento pretendía demostrar que para el aprendizaje social no es necesario el reforzamiento. Esto se debía, en parte, a las teorías innatistas, la cuales señalaban que, por ejemplo, los bebés imitan debido a una tendencia innata, natural; y a que las teorías operantes insistían en que el aprendizaje social no era más que un caso de condicionamiento instrumental. Es decir, la imitación o no imitación se daba en función de por qué fuera el sujeto reforzado, siendo la conducta de la otra persona (el modelo) un estímulo discriminativo (una señal o indicador) de dicho reforzamiento.

¿Cómo se desarrolló?

Este experimento consistió en formar tres grupos de niños y mostrarles a todos ellos un modelo que hacía lo mismo, golpear un muñeco inflable. Tras esto, en un grupo el modelo era recompensado, en otro castigado y en otro la conducta no tenía consecuencias. Después de ver al modelo, se les permitió a los niños jugar en una sala en la que había un muñeco muy parecido al que habían visto con el modelo y se observó su comportamiento.

Los niños con el muñeco Bobo
Los niños durante el experimento con el muñeco Bobo.

Con este experimento Bandura demostró que el reforzamiento no es necesario para aprender nuevas conductas por observación; aunque sí es necesaria, al menos, la expectativa de reforzamiento para la ejecución de estas nuevas conductas. Esto se debe a que los sujetos antes de realizar la conducta, han observado los beneficios (el valor del reforzamiento) y los costes de la misma (el esfuerzo necesario a emplear en comparación con dicho valor). Por lo tanto, si no existe expectativa de reforzamiento o existe expectativa de castigo, el sujeto no realizará la conducta. Esto nos lleva de nuevo a la diferenciación entre aprendizaje y ejecución.

Efectos del modelo sobre el observador

Asimismo nos encontramos con que el modelo puede tener distintos efectos sobre el observador. Además del efecto de adquisición de una nueva conducta, existen otros efectos que son:

  • El efecto de desinhibición: aumento de la conducta en el observador tras ver al modelo tener éxito.
  • El efecto de inhibición: disminución de la conducta en el observador tras ver al modelo fracasar.
  • Y el efecto de facilitación: la conducta del modelo actúa de estímulo discriminativo para conductas similares que el observador ya conocía.

Bibliografía

Arias, M.F. (2009) [Apuntes]. Fundamentos del aprendizaje y la conducta. Universidad de Sevilla: Grado en Psicología.

García, A. (2011) [Apuntes]. Aprendizaje complejo y cognición. Universidad de Sevilla: Grado en Psicología.

Moreno, I. (2012) [Apuntes]. Modificación de conducta infanto-juvenil y de adultos. Universidad de Sevilla: Grado en Psicología.

Laura Sánchez

Graduada en Psicología y Máster en Psicología de la Intervención Social y Comunitaria en la Universidad de Sevilla, donde fue alumna interna en el Departamento de Psicología Experimental. Opositora al Cuerpo Superior de Técnicos de Instituciones Penitenciarias e investigando en Historia de la Psicología. | Contacto: laurasanchez@elbauldelapsique.com

Deja un comentario